Rothschild se declara alarmado por el nuevo orden económico mundial


La orientación del viento parece haber cambiado. Sus principales rasgos son la guerra comercial entre EEUU y el gigante asiático, el BREXIT, el mismo triunfo norteamericano de Donald Trump, entre otros vestigios que han empezado a vislumbrar lo que se avecina. Las mayores potencias están retrotrayéndose hacia el interior de sus fronteras y el proteccionismo parece ser su política indicada. La era del librecambio, el libre flujo de capitales y el auge de las ganancias abrumadoras del sistema financiero internacional ya no tienen la comodidad para funcionar que mantenían hasta hace poco tiempo.

Cada vez que las potencias se preocupan más por lo que pasa en su interior y las garras que con firmeza han dominado a los países atrasados pierden fuerza, éstos ven allí su oportunidad para sacar cabeza. Macri es un representante local de las finanzas internacionales. De esto podemos deducir dos conclusiones. Una, la Argentina políticamente va a contra corriente del mundo. Dos, si esta llegando el final del crecimiento bursátil, ¿Cuánto tiempo en pie le quedará al payaso que funge de presidente de los argentinos y argentinas?

A confesión de parte… las declaraciones del baquero. (RU)

____________________________________________________________________________________________________________________

 

El banquero ha señalado varios factores que ponen en riesgo los mercados financieros a día de hoy.

Jacob Rothschild, descendiente de la prominente dinastía de banqueros, ha expresado su preocupación sobre el estado del sistema financiero global establecido tras la Segunda Guerra Mundial y ha señalado a la guerra comercial entre Estados Unidos y China y a la crisis de la zona euro como los problemas clave que amenazan el desarrollo económico.

«En el 11-S y la crisis financiera de 2008, las potencias mundiales trabajaron conjuntamente con un enfoque común. A día de hoy, la cooperación resulta ser mucho más difícil. Esto pone en riesgo el orden económico y de seguridad de la posguerra», afirmó el multimillonario en un comentario al informe semestral de su “trust» de inversiones.

En estas circunstancias, defendió adoptar una postura conservadora: «Nuestra política debe ser mantener nuestra exposición limitada a los valores cotizados y asumir nuevas obligaciones con gran precaución».

Su “trust», RIT Capital Partners, cuenta con una exposición en bolsa históricamente baja, del 47 %.

El crecimiento bursátil podría estar llegando a su final

Rothschild admitió que el crecimiento bursátil experimentado en los últimos diez años podría estar llegando a su final.

«Este ciclo se encuentra en su décimo año positivo, el más largo en los registros. Estamos viendo emerger algunas áreas de crecimiento más débil. De hecho, el Fondo Monetario Internacionarecientemente ha predicho una desaceleración», señaló.

El banquero señaló los niveles de endeudamiento «potencialmente destructivos» en Europa y las guerras comerciales como los mayores problemas de la economía global.

«Es probable la continuación de problemas en los mercados emergentes, agravados por los crecientes tipos de interés y la política monetaria de la Reserva Federal de EE.UU., que ha drenado la liquidez del dólar globalmente», agregó.

 

Fuente: RT